¿Existen diferencias según el género en el consumo de drogas?

Vivimos en tiempos en los que es indiscutible que la igualdad entre hombre y mujeres es un deber. Esto desde el punto de vista social, pero desde el punto de vista físico siempre hemos sido diferentes. Biológicamente, los cuerpos del sexo femenino tienen funciones y exigencias distintas a las de su contraparte. Por esta misma razón, la manera en la que reaccionan a los estímulos físicos también puede variar.

Cuestión de química

Existen numerosos factores culturales y conductuales que condicionan un uso y abuso distinto de drogas en hombres y mujeres, así como su percepción y la manera en la que se gestionan las adicciones. Sin embargo, aquí no abordaremos ninguno de ellos. Nos limitaremos a hablar de las diferencias biológicas que se manifiestan exclusivamente en las mujeres debido al consumo y abuso de drogas según lo que concluyen algunos estudios acerca de que las hormonas relacionadas con la ovulación favorecen la adicción y potencian las recaídas, por lo que se dificulta la recuperación.

Alcohol

Incluso ingiriendo menos alcohol que los hombres, las mujeres suelen concentrar más etanol en la sangre a causa de diferencias metabólicas. Por esta razón se intoxican con mayor facilidad. El consumo prolongado de alcohol, aunque sea en menor cantidad, daña más la salud de una mujer que la de un hombre. Estas tienen de 50% a 100% más probabilidad de morir por accidentes, suicidio, enfermedades cardíacas, accidentes cerebro-vasculares y daños en el hígado, ocasionados por el consumo de alcohol.

Tabaco

Las mujeres que fuman y usan anticonceptivos orales tienen mayor riesgo de sufrir infartos, derrames cerebrales y obstrucciones coronarias. Algunos estudios indican que las mujeres pueden experimentar mayor ansiedad y estrés por abstinencia de nicotina, y son más propensas a las recaídas en el proceso de rehabilitación. Los parches y sucedáneos de nicotina no tienen el mismo porcentaje de éxito en ellas que en los hombres.

Marihuana

El consumo de marihuana por parte de mujeres adolescentes puede tener un mayor riesgo de anormalidades estructurales en el cerebro. Por otro lado, las mujeres tienen a desarrollar adicción de forma más rápida que los hombres. En todas las mujeres el consumo afecta la memoria espacial más de lo que afecta la de los hombres, al tiempo que propicia los ataques de pánico y la ansiedad.

Cocaína

Las mujeres son más susceptibles a los efectos de la droga en el corazón y los vasos sanguíneos. Sin embargo, no experimentan el mismo deterioro de la circulación en el lóbulo frontal del cerebro, y manifiestan menos problemas de concentración y cognición, aunque hayan usado la droga por más tiempo que sujetos masculinos.

Metanfetaminas

Las mujeres suelen empezar a consumir esta droga más temprano que los hombres, y suelen desarrollar más dependencia. Sin embargo, son menos tendentes a buscar otras drogas cuando no pueden conseguir esta. También son más propensas a incurrir en depresión.

MDMA

Aunque se trata de casos raros, las mujeres de entre 15 y 30 años tienen mayor probabilidad de morir de inflamación cerebral, debido a la alteración que la droga ocasiona en los mecanismos corporales de eliminación de agua y regulación del sodio. Al parecer, esta droga también produce más alucinaciones en las mujeres. Aquellas que hacen un uso ocasional tienen una tendencia mayor que los hombres a sentirse deprimidas unos días después del consumo.

Encuentre las diferencias

Mientras que hombres y mujeres tienen la misma probabilidad de desarrollar una adicción, existen diferencias en la manera en la que cada sexo se relaciona con las drogas. Los hombres son más propensos a probar todo tipo de drogas y también a incurrir en sobredosis. Y, a pesar de que hay un porcentaje más alto de hombres consumidores o adictos, las mujeres son más susceptibles al craving (deseo compulsivo) y a las recaídas.

¿Un problema de perspectiva?

El problema podría estar en que la mayoría de las investigaciones se lleva a cabo con sujetos de sexo masculino. Esto conduce al desarrollo de terapias y fármacos que podrían no ser igual de eficaces en el tratamiento de mujeres, lo cual influiría en la diferencia por sexo en las estadísticas. Además, estudios recientes indican que los estímulos durante períodos específicos del ciclo favorecen el consumo.

Un experimento

Científicos de la Universidad de Nashville llevaron a cabo un experimento con ratas de ambos sexos. En este, al iluminarse la jaula, las ratas podían auto-administrarse cocaína. Se observó que las hembras eran más propensas a obtener la droga, y accedían a ella con mayor rapidez, una vez presentada la señal que indicaba su disponibilidad. Esto ocurría especialmente durante sus días fértiles.

Observando el cerebro de las ratas, los estudiosos constataron que la señal luminosa que indica la disponibilidad de la droga activa los mecanismos de motivación y recompensa. Pero esto ocurría cuando los estímulos se introducían mientras las ratas estaban en celo, mientras que en el resto del ciclo, y en los machos, no se producía el mismo efecto. Esto demuestra que la combinación de condiciones hormonales y estímulos externos juega un papel fundamental en el consumo para las hembras.

Tratamientos diferentes

La influencia de las hormonas en los mecanismos de adicción puede exigir que se apliquen tratamientos distintos según el sexo, así como diferentes estrategias conductuales de recuperación. Esto podría mejorar la respuesta y el porcentaje de éxito de los tratamientos de rehabilitación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Quieres recibir nuestra guía en PDF?

Déjanos tu email y la recibirás de inmediato
De conformidad con lo que establece la legislación vigente en materia de Protección de Datos de Carácter Personal, se le informa que los datos personales que nos facilite a través de dicho formulario serán tratados por HELP ADICCIONES, S.L., con la finalidad de gestionar su solicitud y enviarle información más detallada. Para más información consultar la política de privacidad.