Centros sanitarios autorizados con certificación legal C-36-002459, C-36-002460, C-15-003355 986 30 37 84

Efectos de la Metanfetamina

La metanfetamina es una droga tóxica y altamente adictiva. Se puede ingerir, inhalar, inyectar, aspirar o fumar. En la calle a menudo se conoce en español como “speed”, “anfetas”, “meta” y “tiza”; y en inglés como “speed”, “meth” y “chalk”. Otra forma de la droga, el clorhidrato de metanfetamina, se vende en cristales conocidos en español como “hielo”, “cristal” y “vidrio”; y en inglés como “ice”, “crystal” y “glass”.

El abuso de la metanfetamina comenzó no hace muchos años en las estados del oeste y sudoeste de los Estados Unidos y desde entonces ha crecido de manera exponencial, continuado extendiéndose no solo en los USA y Europa sino en todo el mundo, teniendo en los países Asiáticos un gran núcleo de consumidores patológicos. En España es una de las drogas más pujantes e incipientes, estando asentada y generalizada en todo el territorio Nacional, incluyendo las zonas rurales, su bajo coste y su gran poder adictivo la convierten en una de las drogas más demandadas por diversos estratos sociales.

La metanfetamina con frecuencia se fabrica en laboratorios clandestinos y en casas particulares, usando ingredientes que se pueden obtener con facilidad. Cuando se fuma o se inyecta por vía intravenosa, el usuario siente una sensación inicial sumamente placentera, llamada “rush” o “flash”, que dura apenas unos minutos. Cuando se toma por vía oral o cuando se inhala por la nariz, la metanfetamina produce una sensación más larga de euforia sin el “rush” inmediato. Otros efectos incluyen desvelo o insomnio, incremento en la actividad física y reducción del apetito.

Entre otros, los efectos del consumo de la metanfetamina pueden ser:

– Temperatura corporal elevada a niveles peligrosos

– Ansiedad intensa.

– Agresividad.

– Manías persecutorias.

– Insomnio y temblores.

– Convulsiones

– Depresiones

– Impulsividad

– Aumentar el riesgo de contraer infecciones tales como la hepatitis B y C y el virus del VIH/SIDA, ya que, al deteriorarse el juicio o la habilidad para tomar decisiones, es más probable que el usuario realice comportamientos arriesgados, como tener relaciones sexuales sin protección o compartir jeringuillas y otros instrumentos para inyectarse la droga, los que potencialmente pueden estar contaminados.

– Comportamientos violentos, de ansiedad, irritabilidad, confusión, paranoia intensa, alucinaciones así como Psicosis.

– Aumento del ritmo cardíaco y la presión arterial, lo que puede resultar en daños irreparables en los vasos sanguíneos del cerebro y en una embolia o derrame cerebral y la muerte.

El consumo de Drogas no es un juego, la Metanfetamina no es una excepción, consumes esta droga y no sabes muy bien que te puede “tocar”, quizás una depresión, o una manía persecutoria, o quizás te pongas agresivo y le pegues a tu madre, o tengas alucinaciones y te tires de un coche en marcha, o con suerte te ingresen en el Psiquiátrico…… o quizás te quedes en estado vegetativo……… quien sabe.

Help Adicciones. Donde la voluntad no puede.

Si tienes alguno de estos síntomas o conoces a alguien que presente los efectos del consumo de las droga, o creas que puede llegar a desarrollarlos, ponte en contacto con Help adicciones en el 881 942 487 y solicita una cita.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Al pulsar Acepto consiente dichas cookies. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más información. ACEPTAR

Aviso de cookies