Cuando existe un problema de ansiedad u otras complicaciones, los médicos suelen recetar benzodiacepinas. Estos fármacos sirven para equilibrar el organismo y prestan una ayuda contra estos trastornos. Son, al parecer, muy útiles y se utilizan de manera muy común. Se utilizan también para combatir el síndrome de abstinencia del alcohol y para reducir el estado de ansiedad que causa el consumo de otras sustancias estupefacientes. El ataque de pánico que causa el consumo de alucinógenos también es otro de los síntomas que se trata con esta medicación.

Pero estos medicamentos tienen un problema que los convierten en un problema mucho peor que las enfermedades que dice combatir. Y es que el principal inconveniente que producen es que crean adicción entre sus consumidores. Su compuesto activo inhibe la formación de las sustancias que se producen en los neurotransmisores y cuando se elimina el tratamiento, la persona que las consume no puede gestionar correctamente esa falta, lo que provoca síntomas del síndrome de abstinencia, tanto a nivel físico como psíquico.

El cuerpo produce una tolerancia ante las benzodiacepinas, con lo que para tener el mismo efecto, necesita cada vez más cantidad de la sustancia. Normalmente, los tratamientos médicos tienen en cuenta esta situación, por lo que se tiene mucha precaución para evitar el riesgo. Pero sus efectos están ahí y aún y cuando se trata de una mediación controlada por un médico, el riesgo está ahí y es mejor evitarlo.

Hay alternativas para el consumo de esta medicación, aunque no surte un efecto tan rápido y efectivo. Pese a esto, las consecuencias de tomarla pueden ser incluso más perjudiciales que el no tomarlas. Si se detecta una adicción a este tipo de sustancias, hay que actuar en consecuencia y comenzar a actuar para evitar males mayores.

La persona que sufre la adicción no suele ser consciente de que la padece, así que hay que conseguir que se de cuenta y comenzar un tratamiento que pueda eliminar cualquier resto de la sustancia de su organismo. En un centro de desintoxicación puede recibir el tratamiento adecuado y además, aprender a vivir sin la adicción que está coartando su vida.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Pincha en el enlace anterior si deseas más información. ACEPTAR

Aviso de cookies